Molly´s game – Irrefrenable ambición

En 2018, Cine, Críticas por Néstor JuezDeja un comentario

Pocos guionistas norteamericanos han gozado durante los últimos veinte años de la popularidad del brillante Aaron Sorkin. Showrunner de series de televisión como El ala oeste de la casa blanca o The Newsroom, y guionista de películas tan notables como La red social, Moneyball, Steve Jobs o Algunos hombres buenos, el ingenioso y sagaz neoyorquino lleva años imprimiendo su estilo en las películas en las que trabaja. Por lo que, cuando al fin decidió iniciarse en la silla de realizador, todos podíamos suponer que nos encontraríamos en dicha película: el drama biográfico Molly´s game, basado en la novela autobiográfica homónima de Molly Bloom, esquiadora de éxito en su juventud que amasó millones de dólares organizando partidas de póker antes de que el FBI le siguiera los talones. Película presentada en verano en el Festival de Toronto que pronto entró en la terna de películas competidoras por los premios estadounidenses de invierno por su guión y la interpretación principal de Jessica Chastain. La crítica la avalaba, y aunque su distribuidora, eone films Spain, no me ofreció invitación a pases de prensa previos a su estreno a principios de enero, supe que, bien sin ser una prioridad inmediata, era una película por la que merecía asistir a la sala del cine. Por ello mismo, una vez abandoné los Cines Princesa de la cadena Renoir, me hallaba gratificado. Hallé el tipo de película que esperaba, y de resultados indudablemente notables. Película no exenta de problemas, que se va desinflando conforme pierde fuerza e interés, y que no puede evitar recurrir a sensacionalismos, pero igualmente un filme eficaz y francamente entretenido. 

Molly Bloom (una gran Jessica Chastain) y sus hermanos reciben la estricta educación de un padre, Larry Bloom (un Kevin Costner afanado en su papel de actor secundario para el lucimiento) que sólo consiente en ellos el mayor éxito académico y deportivo. Si bien su hermano llega a ser esquiador de élite, una serie de accidentes dramáticos fuerzan a Molly a abandonar los esquís. A un año de empezar a estudiar derecho, inicia una senda en el mundo de las partidas de póker escondidas entre famosos y multimillonarios que le llevarán a convertirse en la adinerada reina de este mundillo, en un entramado emprendedor empezado desde cero compuesto tan sólo por ella, su astucia y la carencia de cualquier tipo de implicación emocional. Cuando finalmente traspase el margen de la ley, su abogado Charlie Jaffey (Idris Elba, de imponente presencia) hará lo que de él dependa para que no sea declarada culpable. Un retrato trepidante de la ambición y la avaricia, la rauda escalada hacia el éxito y su posterior caída a los infiernos. Una narración en dos tiempos, flashback narrado y presente con Jaffey, sobre el sueño americano y las sombras de la educación competitiva. Una película de excelente guión, con ardorosos y brillantes diálogos. Y un perfecto vehículo de lucimiento para una tremenda Chastain, muy bien acompañada por un reparto en plena forma. Una película incansable y rabiosa, que avasalla con información y logra atraparnos en una montaña rusa de giros, sorpresas, rabiosa evolución y una vida sorprendente que merecía ser contada. Estupendo diseño de producción y montaje, que combina secuencias picadas con archivo o grafismos juguetones que impulsen aún más el interés que Sorkin impregna allende el propio relato. 

Ahí dónde la película brilla por su guión y montaje, se aprecia la condición de debutante de Sorkin en una dirección competente pero lejos de ser excepcional, y que no ofrece elementos jugosos para el recuerdo a nivel visual. La película carga con el duro handicap de empezar con su mejor secuencia y proseguir con muchos momentos de incuestionable vigor. Al verse forzada a mantener el nivel, y al alargar su frenético ritmo durante tan largo metraje pierde gradualmente su impacto. Y pese a su manera ácida y picarona de acercarse a estos tiburones, la película se adentra en el terreno de lo melifluo y el sentimentalismo ñoño para mirar a Molly y la relación con su padre y familia en su conclusión. Y en suma, todo lo que la película ofrece está francamente bien pero nada nos arrolla ni revoluciona, pues otros guiones de Sorkin ofrecieron lo mismo en películas mejor resueltas y más rompedoras en el plano cinematográfico. 

Frenética, crítica y amarga, Molly´s game no trae nada nuevo al tablero, ni sorprende al conocedor Sorkiniano, pero muestra tremenda habilidad para entretener e interesar a la audiencia en sus historias. 

  • Título: Molly´s game
  • Dirección: Aaron Sorkin
  • Guión: Aaron Sorkin, basado en el libro Molly’s Game: From Hollywood’s Elite to Wall Street’s Billionaire Boys Club, My High-Stakes Adventure in the World of Underground Poker de Molly Bloom
  • Actores: Jessica Chastain, Idris Elba, Kevin Costner, Michael Cera, Chris O´Dowd 
  • Dirección de Fotografía: Charlotte Bruus Christensen
  • Música de: Daniel Pemberton
  • Estreno: 05 de enero de 2018
  • Duración: 140 minutos
  • Web Oficial: https://www.entertainmentone.com/home/EN/mollys-game/
  • Nota: 7,2 /10

Deja un comentario