Extraterrestre – Intrusismo y mentiras

En 2012, Cine, Críticas por Néstor JuezDeja un comentario

Tras su exitoso debut con Los cronocrímenes, Nacho Vigalondo vuelve a demostrar su maestría a la hora de combinar géneros y demuestra que otro cine español (y mejor) es posible (no en vano el gran defecto del cine nacional es la falta de alternativas narrativas). Con sólo cuatro actores , pocos medios y muchas intenciones , el director vasco realiza un minucioso retrato sobre la inestabilidad de las relaciones sentimentales, y hace reír a carcajada en una película realmente «marciana».

Julio se despierta en el apartamento de Julia tras una noche de desmadre sin recordar absolutamente nada. Fuera, Madrid ha sido evacuada debido a una invasión alienígena. Tan sólo quedan ellos , el temerario y paranoico novio de Julia que ve infiltrados extraterrestres potenciales en todos los humanos y el vecino de la puerta de al lado cuya única obsesión es Julia, que no soporta ver con otros hombres. En este ambiente tres hombres se despistan entre ellos con mentiras absurdas (que sacadas de contexto y relacionadas arbitrariamente van provocando el impredecible devenir de los acontecimientos) con la intención de quedarse con Laura. De este modo observamos como a partir de la nada se pueden producir los más absurdos y salvajes sucesos.

Mediante la excusa de la ciencia-ficción Vigalondo realiza una particular e ingeniosa comedia sentimental, la cual hace gala de un humor cotidiano pero absurdo por el contexto de la situación, sustentándose en la mayoría de los casos a la exagerada respuesta de los personajes como respuesta a la tensa situación que les rodea. Sin embargo la historia se nos muestra con un ritmo pausado pero seguro, y logrando crear tensión en determinados momento por la incertidumbre. El amor y el sexo son fácilmente confundibles , y las relaciones humanas son muy complicadas, por lo que puede entenderse el título del filme como metáfora de los propios protagonistas. Culpables son los actores (humoristas todos de televisión) del éxito cómico de la cinta, pero culpables son también de que el espectador sienta dudas al inicio del filme y también, a mi parecer , de que ande un poco perdido a lo largo del metraje debido a las impredecibles vueltas de tuerca y rizos del guión.

No remata en ningún momento la película, pudiendo haber aportado redondez a la trama, pero de todos modos nos encontramos ante una película diferente y atrevida, fruto del trabajo de un autor muy personal.

Deja un comentario